Opciones
PrincipalIndexPrimer Simposio Nacional de la Danza FolklóricaSegundo Simposio Nacional de la Danza FolklóricaEnlacesQuienes somosMesa DirectivaAporte TeóricosArtículos PrestadosArmando PoesíasAves del PaísArtesaníaArtesanos de la VidaBreves HomenajesBoletín MensualCarnavalesCanal de You TubeCiclosColaboracionesComidasContando CancionesCONGRESOS NACIONALESCorreo de lectoresCumpleañosDanzas TradicionalesDebatesDevociones PopularesDiscosENCUENTROS NAC/ REGIONALESEscritoresEstudiosFestivalesFolklore de LatinoamericaFolklore LaboralFolklore LiterarioFolkloristasGastronomíaHomenajesHistoriaHistoria del CantoHumorInvestigaciónInstrumentos MusicalesJoyitas de RecuerdoLiteraturaLibrosLeyendasLiteratura FolklóricaMultimediaMedicina PopularMúsicaNovedadesNoticiasNuestros MaestrosObras IntegralesPartidasPelículasPinturaPonenciasPoetas de la TierraReflexionesRecuerdosPosicionamientosRegionalismosRegionalesReligiosidadTercer Certamen de CancionesDelegacionesVidas ParalelasContáctenos

Suscribase a nuestra gacetilla electrónica
Nombre:
e-Mail:

 

Ciudad de Buenos Aires_Presentaciones
Ciudad de Buenos Aires_Presentaciones
Lucrecia Longarini y Nestor Acuña en el SHA: Luego de su gira por Ecuador, Néstor y Lucrecia se unen para compartir un camino musical y poético , abarcando distintas regiones para así deleitarnos con la amalgama perfecta entre lo instrumental y lo vocal de nuestra tierra. Véalos el Viernes 14 a las 21 hs., en el SHA
 


Nestor Acuña es música de Corrientes, (mayormente chamamé y otros géneros hermanos), impregnada de colores urbanos, si se quiere, con préstamos de otras músicas. Pero la base es cien por ciento mesopotámica.
Es una curiosa y natural superposición de influencias. Su pianismo es elegante y firme, sutil, delicado pero preciso y nunca lejos de la tierra. El canto de su acordeón, de una agilidad admirable en la mano derecha, la del teclado a la soltura melódica de los músicos de jazz. El piano, muestra la influencia diversa pero no tan alejada de los románticos del siglo XIX (Chopin, Liszt) y de Gershwin al mismo tiempo. Las polcas unen lenguajes tal que en ellas se perciben los aromas del jazz, de la música académica y de la del litoral por partes iguales.

Lucrecia Longarini es el Cantar en este continente, lo que es ser un poco biógrafo de sus ríos y sus montañas, de los idiomas que desaparecieron y de los ritmos que se inventaron, porque cantar en esta parte del mundo es asumirse un poco vuelo de cóndor y viento de Patagonia, niebla puelche y cogollo cuyano, bandoneón porteño y acordeona litoraleña. Lucrecia se asume parte del paisaje espiritual de una patria que canta, de un país que es libre en las guitarras, que es más humano en la copla, que es más América en los sueños.

« Volver

 

CopyRight 2018 Academia de Folklore de la República Argentina | Todos los derechos reservados
Cap.Fed. Argentina 
Powered by Sistemas On Line