Opciones
PrincipalIndexPrimer Simposio Nacional de la Danza FolklóricaSegundo Simposio Nacional de la Danza FolklóricaEnlacesQuienes somosMesa DirectivaAporte TeóricosArtículos PrestadosArmando PoesíasAves del PaísArtesaníaArtesanos de la VidaBreves HomenajesBoletín MensualCarnavalesCanal de You TubeCiclosColaboracionesComidasContando CancionesCONGRESOS NACIONALESCorreo de lectoresCumpleañosDanzas TradicionalesDebatesDevociones PopularesDiscosENCUENTROS NAC/ REGIONALESEscritoresEstudiosFestivalesFolklore de LatinoamericaFolklore LaboralFolklore LiterarioFolkloristasGastronomíaHomenajesHistoriaHistoria del CantoHumorInvestigaciónInstrumentos MusicalesJoyitas de RecuerdoLiteraturaLibrosLeyendasLiteratura FolklóricaMultimediaMedicina PopularMúsicaNovedadesNoticiasNuestros MaestrosObras IntegralesPartidasPelículasPinturaPonenciasPoetas de la TierraReflexionesRecuerdosPosicionamientosRegionalismosRegionalesReligiosidadTercer Certamen de CancionesDelegacionesVidas ParalelasContáctenos

Suscribase a nuestra gacetilla electrónica
Nombre:
e-Mail:

 

2012 Diciembre
2012 Diciembre
Humor Santiagueño
 

Cada humor tiene un estereotipo… Sabemos que el ritmo particular del santiagueño es derivante lógico de las temperaturas en que debe trabajar, y fuerte. No cualquiera puede resistirlo.. Esto sin embargo hace a quienes no lo entienden, pegarles motes… Es que el humor no repara en razones, sino en el deseo de forzar visiones. Con amor, entonces  reproducimos algunos, como en su momento hicimos con el humor cordobés

1.-El higo para ser comido
Un turista va para un monte en Santiago del Estero y ve un hombre acostado con la boca abierta debajo de un árbol de higo. 
Turista - ¿Qué hacés? 
Santiagueño - Estoy comiendo higos. 
T - ¿Y por qué no los agarrás? 
S - Estoy esperando que caigan.

Cuando  en eso…, no va que cae un higo. El santiagueño siguió sin embargo con la boca abierta (y sus dientes aún se mantenían apretando el higo…)
T- ¿Y por qué no lo comes? 
S - Estoy esperando que caiga otro… así lo empuja.

2. Experiencias prematrimoniales
Dos amigos se encuentran, y conversan del más y del menos, cuando uno de ellos consulta:
- Che, ¿vos te has acostao con tu mujer… antes de casarte?
- io no, ¿y vos?
- Eh hermano, …¡io no sabía que te ibas a casar con ella!.

3. Tiempo al tiempo
En el primer día de clase se presenta el profesor:
-Buenos días, mi nombre es Largo...
Y ahí salta un changuito del fondo y dice:
-No importa, tenemos todo el día...

4. Saludándose
Se presentan dos changos, viejos, por lado de Loreto:
-Que tal señor, el mayor de los placeres...
-Que tal, …el menor de los Sanchez….

5. Toda la semana
Un santiagueño se levantó un lunes para estudiar el martes. Pero como el miércoles vió que el jueves llovía , dijo el viernes:  ¿para qué estudiar el sábado…? ¡si el domingo es fiesta!.

6. Búsqueda de trabajo
En un importante diario de Santiago sale el siguiente aviso clasificado :
"Se necesitan durmientes para ferrocarril" .
Se presentaron 5000 santiagueños…

7. Horario a cumplir
  Eran las doce del mediodía y la mujer le dijo al santiagueño que estaba en la cama :
- Esteban, levántate… que se te va a ser tarde para dormir la siesta .
 
8. Será terrible…
 Un changuito ensangrentado golpeó a la puerta de su casa. Le abrió su mamá .
- ¡ Chango! , ¿que le ha pasao? .
- ¡Me han apedreao…! .
- ¿ Y no se vengó?.
- Sí no me vengo…¡me matan!.

« Volver

 

CopyRight 2018 Academia de Folklore de la República Argentina | Todos los derechos reservados
Cap.Fed. Argentina 
Powered by Sistemas On Line